Tomas Holder dice que salió de Gran Hermano con adicciones y un delicado cuadro psiquiátrico

El exparticipante del reality admitió que la fama lo introdujo en un mundo de consumos excesivos y malas decisiones. Ha tenido ataques de pánico y problemas de drogas.

Espectáculos 27/02/2023 redacción WTF redacción WTF
EB6ET2JJ35HM3AFTVP5J4WFHME
Tomas Holder dice que salió de Gran Hermano con adicciones y un delicado cuadro psiquiátrico

El después de Gran Hermano suele ser complicado para los participantes, que gozan de unos segundos de fama máxima para después pasar al anonimato. Tomás Holder confesó que tuvo un ataque de pánico en plena fiesta electrónica, que entró en las adicciones por el programa y que decidió cerrar todas sus redes sociales.

Según relató en LAM (América), sus adicciones comenzaron luego de salir del reality, cuando se topó con malas compañías que le ofrecían entradas a boliches, bebidas alcohólicas y estupefacientes gratis. “Ingerí todo lo que te puedas imaginar, salía de lunes a lunes”, confesó el influencer.

En diálogo con Ángel de Brito, el exparticipante confesó que luego de su salida del reality -apenas a una semana de haber ingresado- empezó con consumos dañinos para su cuerpo. “Antes era más controlado y familiar. Pero cuando salí de ahí cambió todo. Mucho exceso, joda, y malas decisiones”, detalló. A su vez, habló de las personas “vampiro”: “Te quieren chupar la sangre, se te acerca gente de plata porque busca tu fama. Y siendo tan chico, te equivocás, y te lleva al exceso”, explicó.

“Me estaba desviando de mi camino. Por suerte tengo una familia y amigos muy fuertes que me avisaron. Salía de lunes a lunes y dejé lo importante de lado”, dijo Tomás Holder. Y se refirió al episodio que le hizo dar cuenta de su estado: “Me dio un ataque de pánico con falta de respiración. Ahí dije basta, y me fui a Rosario”.

Holder contó que recibió ayuda psicológica para poder salir adelante. “Nunca había ido pero me animé y me sirvió. Me querían poner a un psiquiatra pero por suerte no fue necesario”, relató y explicó que durante la primera semana -después del ataque de pánico en la fiesta electrónica- tomó medicación “para bajar”.

Holder se refirió a las fiestas a las que asistió tanto en Punta del Este como en Cancún, y señaló que fue allí donde más consumió. “Me arrepiento porque intoxiqué muchísimo mi cuerpo. Ingerí todo tipo de drogas que te puedas imaginar”, lanzó con sinceridad. Por suerte, su actualidad cambió gracias al apoyo de sus seres queridos y la contención médica: “Volví a los buenos hábitos, hace dos meses no pisaba un gimnasio”.

En LAM, Holder confesó que se le hizo muy difícil alejarse de sus redes sociales y, por eso, aún las sigue utilizando. Sin embargo, semanas atrás había realizado un extenso comunicado donde les explicó a sus fanáticos que necesitaba evitar la exposición pública de Instagram por su estado de salud.

A mediados de febrero, Tomás realizó una publicación en la que hizo hincapié en sus ganas de “recuperar la sonrisa”. “Ya sin ganas de entrenar, sin ganas de comer bien, solo pensando todo el maldito día en salir, tomar cosas y perderme entre la multitud. Primero fue Cancún, después Punta del Este, luego Pinamar y Mar del Plata. Nunca paré, no dormía, me mantenían despierto diferentes cosas”, sostuvo.

 

16774047139477Tragedia en Italia: naufragó una balsa cargada de migrantes y hay más de 40 muertos

Te puede interesar