El piloto del submarino Titán es pariente de una de las parejas fallecidas en el Titanic

Su esposa Wendy Rush es tataranieta del magnate minorista Isidor Straus y su esposa, Ida, muertos los dos en el barco. En la película con Di Caprio son los dos ancianos que fallecen abrazados.

Curiosidades 22/06/2023 redacción WTF redacción WTF
titanic-mujer-t

Wendy Rush, la esposa de Stockton Rush, el director ejecutivo de OceanGate que pilotaba el submarino que desapareció el domingo durante una inmersión en las aguas donde se hundió el Titanic, es descendiente de dos pasajeros de primera clase que murieron en el barco en 1912 y que fueron representados por James Cameron en su exitosa película.

De acuerdo a los registros que publicó el diario The New York Times, la pareja de Rush es la tataranieta del magnate Isidor Straus y su esposa, Ida, dos de las personas más ricas a bordo del Titanic en su primer viaje. El empresario, nacido en 1845, era copropietario de los grandes almacenes Macy’s.

Nacida como Wendy Hollings Weil, la mujer se casó con Stockton Rush en 1986 y, según su propio perfil de LinkedIn, también participó junto a su marido en tres expediciones de OceanGate a los restos del Titanic en los últimos dos años.

Además, se desempeña como directora de comunicaciones de la empresa y es miembro de la junta directiva de la fundación benéfica de la compañía desde varios años.

La muerte de Isidor e Ida Straus se retrata en uno de los momentos más emotivos del film de James Cameron, protagonizado por Kate Winslet y Leonardo DiCaprio.

Mientras la orquesta toca su última canción, antes de que el barco se hunda, las imágenes entrelazan los instantes definitorios en la vida de varios personajes, entre los que aparecen los ancianos familiares de Rush.

En las imágenes de la película, la pareja aparece abrazada en su cama, mientras se enfrentan con su destino final: el agua va ocupando todo el espacio del camarote al mismo tiempo que el barco se hunde.

Esta versión ficticia de la muerte de Straus y su mujer se contrapone con lo que, presuntamente, pasó en la realidad. Según puntualizó el diario neoyorquino, los sobrevivientes del desastre recordaron haber visto a Straus rechazar un bote salvavidas cuando las mujeres y los nenes todavía esperaban.

Al parecer, Ida no quiso dejar solo a su esposo y los dos fueron vistos tomados de la mano mientras se sellaba el destino trágico del transatlántico. Una escena similar fue grabada por James Cameron, pero finalmente fue dejada de lado en el corte final de la película y solo se mostró a los personajes en la cama.