Murió la supermodelo y aristócrata Stella Tennant días después de celebrar su cumpleaños

Espectáculos 24 de diciembre de 2020 Por redacción WTF
En el festejo estaba con buen semblante y alegre. Desconcierto en el mundo de la moda. No saben qué le pasó.
Stella-Tennant-e1608760901484

La modelo británica Stella Tennant murió el martes 22 de manera repentina días después de celebrar sus 50 años.

“Con gran tristeza anunciamos la repentina muerte de Stella Tennant”, anunció The Sun, que asegura que hay un gran hermetismo y que no se conocen las causas del deceso.

“Stella fue una mujer maravillosa y una inspiración para todos nosotros”, resalta la publicación y agrega: “La familia pide que se respete su privacidad”.

"Fue una gran mujer y una gran inspiración para todos nosotros", reza parte del comunicado de la familia.

El hecho salió a la luz, todavía sin saberse el nombre, un día después, luego de que la Policía de Escocia, donde vivía, informara el fallecimiento de una persona de 50 años. Con el correr de las horas se supo la dirección y con ese dato, el medio que lo comunicó pudo constatar de quién se trataba.

De acuerdo a las primeras pericias policiales, aún no se sabe la causa de la muerte, pero las autoridades anticiparon que en el lugar, más allá de que todo está en proceso de investigación, no se encontró ninguna circunstancia sospechosa. Ante esto, se supone que el deceso se produjo por causas naturales.


Tennant provenía de una familia aristocrática: era nieta del duque y la duquesa de Devonshire. Sus padres son los honorables Tobias William Tennant y Lady Emma Cavendish. Se caracterizaba por su gran cultura y sus conocimientos de diversos temas.

En sus inicios se destacó como una modelo de alta costura por excelencia. Fue parte de las pasarelas más importantes del mundo, representante de Chanel y varias veces tapa de la revista Vogue en sus ediciones de Francia, Italia y Gran Bretaña.

Estaba casada con David Lasnet y juntos tuvieron cuatro hijos. Actualmente se dedicaba a actividades empresariales y ya, sin tantas responsabilidades, disfrutaba de la vida campestre. 

Te puede interesar