El Cinturón de Fuego del Pacífico empieza en 2021 muy movido

Actualidad 24 de enero de 2021 Por redacción WTF
Ha habido fuertes sismos hasta en la Antártida. Perú no deja de sacudirse y Filipinas tuvo un terremoto. ¿Qué es ese cinturón y por dónde pasa?
WhatsApp-Image-2020-04-14-at-11.52.04-AM

Una seguidilla de terremotos sacudió ha sacudido al Oeste de Argentina, Chile y la Antártida; en Perú tiembla casi a diario y en el sudeste asiático también. 

Primero fue un terremoto en San Juan, Argentina, de poca profundidad y de 6,4 grados Richter, que hizo moverse a Argentina y Chile. Dos días después, la provincia de Mendoza se vio afectada por dos sismos: uno en cercanías de Potrerillos y otro con epicentro en Chile.

Las sacudidas siguieron con un terremoto de 6,9 grados en la Antártida, con alerta de tsunami para todas las costas del Sur. 

600700ec920fa_1004x565El sismo en San Juan tuvo más de 50 réplicas y aseguran que estará 6 meses temblando

Situados en el llamado Cordón de Fuego del Pacífico, Chile, Perú y el Oeste de Argentina son zonas muy sísmicas, al igual de Filipinas, Japón, Nueva Zelanda e Indonesia.

El 27 de febrero de 2010 sufrió un potente terremoto de magnitud 8,8 de la ciudad de Concepción que dejó más de 500 muertos. Hace 60 años, este país sufrió el terremoto más potente jamás registrado, de 9,6 de magnitud, en la ciudad de Valdivia, en el sur chileno.

Al terremoto de 7 grados en el sur de Filipinas le siguieron muchos temblores y muy seguidos en Perú. Todas zonas del mismo cinturón.

¿Qué es el Cinturón de Fuego?

El cinturón de Fuego es una región de 40.000 kilómetros de largo en la que varias placas oceánicas están deslizándose por debajo de Asia y América a medida que ambos continentes se aproximan. Las ciudades que están a lo largo de esta geografía son de ensueño, porque pueden combinar montaña y mar. 

La actividad sísimica y volcánica generada es un peligro potencial para cientos de millones de habitantes de unos 40 países distintos. Y es que en la cuenca del Pacífico los volcanes y terremotos llevan miles de años causando muerte y destrucción, pero en la actualidad, debido al enorme crecimiento demográfico en Asia y América, cada vez más personas viven al borde del desastre.

Las placas litosféricas que subyacen en el Pacífico se mueven a más velocidad que el resto de las de la Tierra debido a la conocida como "tracción de placa" (slab pull en inglés). Cuanto mayor es la porción de litosfera que se hunde en una zona de subducción dada, mayor es su velocidad de desplazamiento y más intensa será la actividad sísmica. Precisamente esta dinámica terrestre provoca que en las zonas de subducción, formadas por dos placas que convergen (una que subduce y otra cabalgante), se genera una zona sismógénica capaz de provocar los terremotos de mayor magnitud de la Tierra.

Esta dinámica geológica provoca que, por ejemplo, en la costa de Perú exista una zona sin volcanes allí donde la placa oceánica que subduce se aplana antes de hundirse hacia el interior de la Tierra; que los volcanes de Estados Unidos hayan mostrado una menor actividad que los asiáticos pese a las erupciones masivas del Novarupta (1912) y el monte Saint Helens (1980); y que en Japón haya más de 100 volcanes que mantengan alerta a la población y las autoridades.

Por eso, todas estas zonas tienen construcciones sísmicas y saben cómo actuar en caso de terremoto o tsunami. Aunque 2021 ha empezado muy, pero muy movido.

Te puede interesar