Dinamarca se metió en semis de la Eurocopa tras vencer a República Checa por 2-1

Deportes 03 de julio de 2021 Por S&
Thomas Delaney y Jasper Dolberg anotaron los goles de los escandinavos, que ganaron 2-1 en Bakú (Azerbaiján) y se medirán con Italia.
dina

Dinamarca sueña con un nuevo 'milagro'. La 'Dinamita Roja' se aprovechó de la exclusión a última hora de Yugoslavia para disputar la Eurocopa de 1992... y la acabó ganando. La historia podría repetirse. Nadie contaba con los de Kasper Hjulmand. Menos aún cuando Christian Eriksen, su máxima estrella, sufrió un colapso en la derrota inaugural frente a Finlandia (0-1).

Sin embargo, Dinamarca se ha hecho fuerte en la adversidad y ya está en semifinales. Los goles de Thomas Delaney (5') y Kasper Dolberg (42') marcaron la diferencia ante la República Checa (1-2), que recortó distancias nada más iniciarse la segunda mitad por medio de Patrik Schick (49').

Dinamarca sólo necesitó 4 minutos y 52 segundos para inclinar la balanza. Stryger Larsen sirvió un córner al corazón del área y Delaney remató totalmente libre de marca. El medio del Borussia Dortmund es un seguro por arriba. Cuatro de los seis goles que ha marcado con su país han llegado de cabeza.

El partido estaba abierto. Demasiado. Damsgaard perdonó dos veces. En el 13' se quedó mano a mano con Vaclik, pero llegó demasiado forzado y no acertó a meter el balón entre los tres palos. En el 37', nuevamente a la contra, se topó con una gran parada del exsevillista.

También pudo llegar el 1-1 en el 22' tras un error en salida de Kasper Schmeichel. Sin embargo, el meta del Leicester se redimió salvando con el pecho un mano a mano con Holes.

Quien no perdonó fue Dolberg en el 42'. La primera aparición de Maehle acabó en gol. El lateral/carrilero de al Atalanta sirvió un gran centro con el exterior, 'a lo Quaresma', y el '9' del Niza remató a placer en boca de gol para anotar su tercer gol en el torneo.

República Checa, lejos de rendirse, salió 'encorajinada' tras el descanso. Apostó por jugar directo con la entrada de Jankto y Krmencik y le salió bien. El propio Krmencik obligó a intervenir a Schmeichel en el 46'. Un minuto después fue Barak quien obligó a lucirse al 'número 1' de Dinamarca.

Nada pudo hacer Schmeichel en el 49' ante un Schick en estado de gracia. Centró Coufal desde la derecha, qué buen torneo el suyo, y apareció el '9' del Leverkusen para anticiparse a Vestergaard y 'clavarla' junto a la 'cepa del poste'.

República Checa, paradójicamente, no aprovechó el 'subidón' del gol. Al contrario. Dinamarca pudo matar el partido a la contra. Si no lo hizo fue por el partidazo que se marcó Vaclik. El ex del Sevilla se lució por partida triple: se marcó dos buenas paradas en el 70' y en el 78' a tiro de Yussuf Poulsen y sacó un mano a mano con Maehle en el 82'.

Sus esperanzas murieron en el 95', con una volea de Barak que se marchó desviada. Dinamarca está en semifinales y sigue soñando con emular a los héroes del 92.

S&

Te puede interesar