Horóscopo chino: estos son los signos que más fuerza tendrán que ponerle al 2022

Curiosidades 05 de noviembre de 2021 Por redacción WTF
Comienza el año del Tigre de Agua que, según Ludovica Squirru, trae muchas transformaciones. Pero para los animales de algunos signos será bastante difícil. Cuáles son
XGSXLVUP5NGJHFEPUOTSZ6ZIHI

La mayor celebridad latina sobre Horóscopo chino, Ludovica Squirru,  asegura que el 1 de febrero empieza el año del Tigre de Agua, animal que es símbolo de fuerza, exorcismo de males y valentía. "Será un año para resolver conflictos añejos. A los tigres de agua no les gusta dejar nada sin atender, siempre están activos y con prisa", pronostica la experta.

A algunos signos les irá muy bien bien durante 2022, mientras que a otros les será más "cuesta arriba" el período de doce meses marcado por el animal salvaje.

Cómo saber tu signo chino:
Rata: personas nacidas en 1948, 1960, 1972, 1984, 1996, 2008 y 2020.
Búfalo: personas nacidas en 1949, 1961, 1973, 1985, 1997 y 2009 y 2021.
Tigre: personas nacidas en 1950, 1962, 1974, 1986, 1998, 2010 y los que nacerán en 2022.
Conejo: personas nacidas en 1951, 1963, 1975, 1987, 1999 y 2011.
Dragón: personas nacidas en 1952, 1964, 1976, 1988, 2000 y 2012.
Serpiente: personas nacidas en 1953, 1965, 1977, 1989, 2001 y 2013.
Caballo: personas nacidas en 1954, 1966, 1978, 1990, 2002 y 2014.
Cabra: personas nacidas en 1955, 1967, 1979, 1991, 2003 y 2015.
Mono: personas nacidas en 1956, 1968, 1980, 1992, 2004 y 2016. 
Gallo: personas nacidas en 1957, 1969, 1981, 1993, 2005 y 2017.
Perro: personas nacidas en 1958, 1970, 1982, 1994, 2006 y 2018.
Chancho: personas nacidas en 1959, 1971, 1983, 1995, 2007 y 2019.

Esto anticipa Ludovica en su libro anual, y casi nunca se equivoca:

Tigre


 
Del caos a una temporada para rever aciertos y errores. Es casi imposible que un tigre reconozca algo, pida perdón, aunque haya un tendal de muertos por sus ideas revolucionarias.

Es líder desde que nace hasta su último aliento. El mundo cambió para siempre, y en los diferentes sexos serán los encargados de dar el salto cuántico para guiar a la humanidad con sus ideas revolucionarias en la comunidad de los hombres.

No es un año para embarcarse en grandes proyectos ni en empresas sin garantías, ni en safaris. Un año de introspección, de remover la tierra para arar, sembrar nuevos vínculos hasta con sus íntimos enemigos.

Su corazón le pedirá una tregua. Año sabático y reposo del guerrero. Disfrutará rebobinando el pasado, los hitos y las hazañas, sus viajes al estilo Marco Polo, y verá que su vida es una película de James Bond, o The Crown.

La revolución lo espera, antes, durante o después de un año en el que cambiará la piel renovando su pelaje y brillo. Su cosmovisión se ampliará; dejará de lado prejuicios ideológicos y se convertirá en un sannyasin. Podrá concretar un largo proyecto con reconocimiento y transmitirá sus conocimientos y logros.

Gallo


 
Después de hacer las paces consigo mismo, de ordenar el gallinero y los papeles, de sumergirse en las constelaciones familiares con espíritu arqueológico buscando las causas y los efectos de un tiempo en que su vida estuvo entre el inframundo y el supramundo, llegará exhausto a las fauces del tigre de agua.

Deberá atender conflictos en el gallinero. La llegada de algún joven, hombre, mujer, trans, alterará su armonía. Durante este tiempo de rasguños y rugidos deberá mantener la templanza.

Su corazón oscilará entre el ocaso y el amanecer de un nuevo tiempo. Despedidas familiares, duelos, ajuste de cuentas en la pareja, con hermanos y socios serán el leitmotiv de su tarea cotidiana.

Sus herramientas espirituales, materiales, sistémicas serán clave para transitar dos años difíciles pero de un salto cuántico en su destino.

Su vitalidad renacerá promediando el año, comenzará a imaginar su futuro cercano sin ansiedad ni expectativas, y aparecerán amigos, admiradores, fans que lo estimularán para que siga en la construcción de un nuevo proyecto.

Será líder en redes, sistemas de informática, cambios de estrategia para mejorar empresas, pymes o su oficio.

El tigre lo admira secretamente y le brindará un pasaporte para radicarse en otro país, región o pueblo, donde conocerá un gran amor que le sacudirá las plumas y masajeará el pescuezo, hace tiempo contracturado por tantas responsabilidades.

Búfalo


 
El año del tigre será para el búfalo un año en el que reformulará su vida y decidirá ser “el andariego”, según le aconseja el i ching. Como es responsable y tiene el don de la organización, dejará en orden sucesiones, herencias, cuentas, por si el tigre lo convence de tomarse un año sabático y practicar “la liviandad del ser”.

Buscará a los amigos del pasado a través de redes y nuevos sistemas de comunicación, y podrá confiar en otras formas de sustentabilidad a corto y mediano plazo.

Su corazón volverá a latir al compás de un tambor africano. Podrá comenzar una relación holística con alguien de otro país, o surgirá un trabajo, estudios compartidos, y tal vez se asiente armando un nuevo hogar, aunque después lo alquile o venda.

 Amigos lo invitarán a pasar una temporada en diferentes partes del mundo, podrá resetear su disco rígido y aceptar que es mejor dejarse llevar por el wu wei (no forzar la acción de las cosas) y entregarse a las sorpresas que le deparará el felino.

Estará más sociable, abierto a nuevas tendencias, modas, formas de relacionarse a través de intercambios: trueque, asesoramiento, consultoras de informática o consejos para sanar las relaciones familiares.

 
Serpiente


 
La serpiente no se puede quejar del tránsito y cambio de piel que le brindó su aliado, el búfalo. Logró recuperar el equilibrio en varios frentes: anímico, familiar, legal, y de cambios que podrán florecer en dos años.

En el año del tigre no será fácil la espera, y es el consejo del i ching la atención a la alimentación de su cuerpo y alma.

Su vocación, renacida en el final del año del buey, comenzará a visualizar nuevos horizontes para asentarse en otro país, región, ciudad, o mudarse junto a su pareja a un lugar donde convivirá con gente de otras culturas. Necesitará estar alerta, con el tercer ojo abierto, dinámico y flexible.

El mundo cambió para siempre; si tiene facilidad para los idiomas es recomendable que estudie chino, pues las posibilidades de trabajos a largo plazo pueden presentarse inesperadamente.

Si tiene técnicas de meditación dinámica, yoga, chi kung, y practica algún deporte, podrá ecualizar los sobresaltos del tigre con sus bruscos cambios de decisiones.

Años de inercia, depresión, falta de estímulos la convirtieron en alguien desapasionado. El tigre removerá sus zonas erróneas y la sacará de la cueva para que brille nuevamente en sociedad.

La cautela, el orden, la previsión de ahorrar en alimentos no perecederos, de participar en comedores dando o recibiendo una buena ración de comida fortalecerá su sistema inmunológico, la sacará de su ego, y será aceptada por antiguos adversarios y gente con la que estaba en deuda material y afectiva.

Descubrirá una faceta solidaria enseñando su oficio, arte, o dando ayuda económica a quienes más la necesitan. Su vida dará un vuelco en su manera de expresarse, conducir una pyme,
asesorar a niños y jóvenes que han perdido el rumbo y la esperanza.

Tendrá bajo perfil; transmutará sus sentimientos negativos y aceptará el tiempo de la espera con paciencia china.

Su vida estará más activa; tendrá horarios para meditar, organizar la casa, trabajar en home office o ayudar en lugares donde azoten el cambio climático, la guerra o la pandemia.

Cabra


 
La pandemia se llevó amigos, algunos miembros del rebaño, y su salud estuvo en peligro. Su necesidad de protección y estabilidad emocional estuvo en jaque; tal vez algunas cabras coquetearon con la muerte o sintieron que algo moría por dentro. Su resistencia física estuvo con síntomas desconocidos y su hipocondría habitual se profundizó.

El año del tigre le brindará saltos cuánticos de alegría y tristeza, de emociones fuertes y de despedidas agridulces, de cambios inesperados en su futuro profesional o en el oficio que practique, pues sin duda sus habilidades manuales e intelectuales serán los mejores recursos para este nuevo tiempo.

Estará expuesta a nuevas prácticas en su exposición mediática; tal vez deberá evaluar los factores en pro y en contra de las ofertas que le lloverán para que se desvíe de su tao (camino), de lo que podría arrepentirse.

Tendrá que hacerse respetar, seguir con sus principios éticos para no despersonalizarse y ser devorada en las fauces del tigre. Las cabras que promedien el medio siglo estarán en una etapa de decisiones claves en su destino.

Tal vez quemen naves, se radiquen en otro país, provincia o región, en la naturaleza, donde podrán disfrutar de las pequeñas cosas de la vida: de un desayuno sobre la hierba, de una relación amigable con sus vecinos haciendo trueque, de nuevas técnicas de sustentabilidad construyendo su casa con permacultura o con adobe y ladrillos de barro y paja. Allí podrán hospedar al rebaño o a su gran amor. La imaginación será el motor de su sobrevivencia.

Cerdo


 
La pandemia se llevó a sus amigos, pareja, familiares y gente que estaba a su lado. Han resistido debajo de su piel dura; pero el sistema nervioso sufrió un gran estrés, y el año del tigre los sorprenderá aun con cambios inesperados.

Su protección será a través de nuevas propuestas laborales, cambio de oficio, viajes inesperados por el mundo y una gran oportunidad para renovar su estilo de vida; el chancho estará un tiempo nómada, a pesar de que seguirá cultivando la tierra y abriendo nuevas ventanas para alejarse un tiempo del chiquero, de relaciones tóxicas, de ideas que ya no cree y de deseos de eros, libertad, viajes cortos en moto, a dedo, haciendo trueque por sus pertenencias y sin exigencias que lo limiten.

Su carácter y humor mejorarán; se sentirá más liviano de equipaje, con ganas de participar en concursos, becas, ONG, sociedades que le den un rol de asesor o consejero más que de seguir sosteniendo sobre sus espaldas karmas ajenos.

Los años previos a la pandemia lo convirtieron en un ser arisco, irascible, a la defensiva, lleno de malos presagios y sin posibilidades de reconectarse con las ganas de refundarse.

Su autoestima decreció y las ganas de exponerse al mundo con su talento, ideas, trabajos de investigación o estudios decayeron.

El tigre resucitará una parte que creía muerta, y lo mantendrá alerta, en estado de vigilia, de búsqueda de nuevos paradigmas y de readaptación a su capacidad de transmutación.

En el amor tendrá que fluir: cambios en la convivencia, nuevas formas de compartir la vida, aceptación de crisis que estuvieron contenidas en el año del búfalo y que se definirán durante este período.

Su personalidad cambiará desde el look hasta estar más extrovertido, divertido, comunicativo, lleno de entusiasmo y dinamismo.

 
 
 
 
 

Te puede interesar