Fórmula 1: por qué Mercedes no puede seguirle el ritmo a Red Bull y a Ferrari en el inicio de la temporada

Deportes 29 de marzo de 2022 Por S&
Bajo rendimiento en los autos y errores no forzados. El W13 de Hamilton no está a la altura de las últimas temporadas.
Captura de pantalla 2022-03-29 a la(s) 18.28.33
Fórmula 1

Pasaron las dos primeras carreras del campeonato 2022 de la Fórmula 1 y Mercedes, el gran dominador de la última década, no tuvo el comienzo de temporada esperado. Es más, ni el más pesimista Lewis Hamilton -que tras los entrenamientos de pretemporada había asegurado que no estaban en condiciones de pelear por las victorias- debe haber imaginado un panorama tan gris. El flamante W13, con uno de los diseños más extremos de la parrilla, no puede seguirle el ritmo a los Red Bull y a los Ferrari, animadores en Bahréin y Arabia Saudita. En el box de la escudería alemana son consientes de eso; pero no logran identificar dónde les sacan ventajas sus grandes rivales ni encontrarle la vuelta a sus nuevos monoplazas.

"Todavía estamos lejos de los que están por delante y tenemos mucho trabajo que hacer. Estamos muy lejos", se lamentó Hamilton, luego de su décimo puesto en el segundo Gran Premio del año, en Jeddah

El británico no ocultó su decepción tras su resultado, que le permitió llevarse apenas un punto para el campeonato, en el que marcha quinto gracias a ese tercer lugar en la carrera inaugural, que tuvo más que ver con el insólito abandono de los Red Bull que con sus propios méritos al volante.

"No siento que haya habido muchos cambios desde Bahréin, sólo han pasado unos días. Lo que sé es que no podía seguir el ritmo de los Haas, sea cual sea su rendimiento, me pasaron por delante cuando adelanté a Kevin Magnussen al principio de la carrera. Así que tenemos mucho trabajo por hacer", explicó.

Y como si los problemas en el auto no fueran suficiente, en el circuito árabe, el británico cometió un error que le costó caro. Estaba sexto (había largado 15° luego de una desastrosa clasificación), no escuchó el llamado de su equipo y perdió el momento de entrar a boxes con un Virtual Safety Car, tras los abandonos de Fernando Alonso y Daniel Ricciardo. Y cuando finalmente pudo parar, cayó hasta el 12° lugar y después no pudo escalar más allá del décimo.

"Lo bueno es que Lewis fue bastante consistente en sus tiempos", comentó Toto Wolff, director del equipo. "Luego hubo problemas con el coche de Alonso y el de Ricciardo al mismo tiempo, y hubo una confusión general. Él no pudo llegar a tiempo a la calle de boxes y al final, cuando pudimos hacer la parada, salimos detrás de Magnussen y ahí se acabó el juego".

"Duele no estar en el grupo de cabeza y luchar por la victoria en un momento en el que la F1 está ofreciendo un espectáculo entretenido. Es doloroso, pero no descansaremos hasta que volvamos a luchar con el grupo de cabeza. No es divertido, es un ejercicio de humildad que nos hará más fuertes al final", confesó el directivo austríaco. 

Mercedes, que en la previa del campeonato, se posicionaba como uno de los candidatos a pelear por el título, quedó como el "mejor del segundo grupo" tras la fecha de Bahréin, en la que además del podio de Hamilton se llevó un cuarto lugar de George Russell. Pero en Arabia Saudita, los Mercedes -en especial el de Lewis (su compañero fue quinto)- fueron superados en pista por coches de escuderías que hasta el año pasado no tenían chances de darles pelea, como Haas, Alpine o Alpha Tauri.

"Necesitamos más agarre y más potencia. Y nos falta velocidad. No sé si se trata de un solo arreglo o de varias cosas, no sé cuánta carga aerodinámica tenemos en comparación con los demás, pero parece que es mucha la diferencia", analizó el heptacampeón.

Russell, que llegó este año al equipo, coincidió: "Maximizamos el equilibrio. Sólo sabemos lo que nos falta y eso es, en última instancia, carga aerodinámica".

"Al empujar a fondo estaba realmente satisfecho con el rendimiento desde mi lado personal. Hice todo lo posible para mantener el ritmo de los Red Bull, especialmente después del reinicio, hice todo lo posible para mantenerme dentro de la zona de DRS, pero en general estábamos detrás de ellos por un segundo. Tenemos trabajo que hacer", agregó quien está cuarto en el campeonato con 22 puntos, detrás de los pilotos de Ferrari, Charles Leclerc y Carlos Sainz, y del campeón Max Verstappen.

Wolff señaló que, obligados por el problema de porpoising, que los forzó a elevar el coche para evitar el rebote, aún no tuvieron la chance de "salir a pista con la puesta a punto que nos gustaría". Y aseguró: "Así es difícil evaluar cuál es el déficit real de la parte delantera si pudiéramos correr con un coche más bajo. Espero que la brecha sea menor que la que hemos visto en Jeddah, pero hay lagunas por todas partes".

Muy gris se ve el futuro de Mercedes, que pasó de ser uno de los más poderosos -si no, el más fuerte- de la categoría reina a perderse en el pelotón, con dos coches que todavía no rindieron lo esperado y un box que no encuentra respuestas. Pero el campeonato recién empieza y como dijo Hamilton, si algo tiene la escudería alemana es "un gran equipo". "Simplemente mantendremos la cabeza baja y trataremos de mejorar", afirmó el heptacampeón. 

Captura de pantalla 2022-03-28 a la(s) 20.57.19La lesión de Rafael Nadal no es por la vacuna contra el Covid, como afirmaban los conspiranoicos
Lionel MessiYa clasificada al Mundial de Qatar, Argentina visita a Ecuador en busca del invicto histórico



 

S&

Te puede interesar